Vecinos de Isla Tac pagan la cuenta de luz más cara del mundo por falla de las turbinas de viento

1848
0

El presidente de la junta de vecinos de Isla Tac recientemente electo, Pedro Cárcamo, ratificó la información al denunciar que “los isleños de Tac pagamos la luz más cara del mundo en función de nuestros ingresos mensuales que obtiene cada familia de la extracción de productos del mar, la cuenta por vivienda puede llegar hasta los 200 mil pesos algo cercana a los US$310, lo que es mucha plata”.

De acuerdo a los antecedentes aportados, “las autoridades están al tanto  de esto pero no hacen nada, cada cierto tiempo escuchamos que se tramita un subsidio al consumo pero este nunca llega”, dijo Cárcamo, “es que a nosotros muy poco nos toman en cuenta, ni siquiera nos contestan los teléfonos ni pensar que nos visiten”, denunció.

Este problema se generó a raíz que el sistema combinado de generación eléctrica instalado en la isla el año 2000, aire diesel, las turbinas de viento dejaron de funcionar hace más de 10 años, con ello las cuenta suben hasta las nubes “y nosotros vivimos sólo para pagar la luz ya que la plata no nos alcanza para otras cosas”, dijo Pedro Cárcamo presidente de la JJVV y residente del sector Capilla de la Isla Tac.

Otro ejemplo de los costos de la electricidad en la Isla Tac
Otro ejemplo de los costos de la electricidad en la Isla Tac

“Para que ustedes conozcan, Isla Tac, tiene un superficie de 3,2 kilómetros de largo por 1,6 de ancho y una comunidad de aproximadamente 400 personas, en 79 familias, es la isla más oriental de las que pertenecen a la comuna de Quemchi en el Archipiélago de Chiloé. Se llega luego de navegar 2 horas hacia el noreste, saliendo de Dalcahue. Su principal fuente de trabajo es la pesca de merluza que es usada para la exportación. Posee una posta, una iglesia y la Escuela Rural Tac que atiende desde primero a sexto básico.

“La luz eléctrica llegó a esta isla en octubre del año 2000 gracias a un proyecto híbrido eólico-diesel consistente en dos turbinas que son movidas por el viento, situadas en torres de 25 metros de altura con 7 metros de diámetro y 3 aspas cada una, que soportan vientos de hasta 250 kilómetros por hora, permitiendo así ayudar a las 79 familias que en ella habitan y tener luz todo el día y SAESA no ha hecho nada para repararlas”, detalló el dirigente con la esperanza que con esta denuncia pública alguna autoridad regional se pronuncie y contribuya al respecto.

Un dato no menor es que las cuentas de luz superan la pensión asistencial que recibe cada familia para subsistir. “Las autoridades no hacen nada, están mudas frente al brutal abuso empresarial”, concluyó.

SHARE
Comentarios